Decoración de puertas y ventanas con Window Colle

¡Hola! en la entrada de hoy vengo a hablaros de un producto que tenemos en la tienda desde hace ya varios días y que he tenido la oportunidad de probar junto a mis hijos este fin de semana.

Window Colle

Se trata del adhesivo Window Colle de la marca Collall, una cola especialmente diseñada para pegar papel o cartulina de forma no permanente sobre ventanas y otras superficies lisas y no porosas como puertas barnizadas, azulejos,  frigoríficos y un largo etc.

En este caso mi hijo Mathias, escogió varias siluetas que recortamos con la Scanncut: renos, casas, copos de nieve y las letras que forman su nombre.

Recortes para decorar

Su aplicación no tiene misterio, como cualquier cola líquida, se puede extender mediante un pincel al dorso de la figura, dibujo, recorte, etc. que queramos pegar. Para que se adhiera bien después, debemos aplicar una capa que no sea demasiado fina pero tampoco muy espesa, ya que al ser muy líquida corremos el riesgo de que la cola de más se deslice por la superfice, dejando restos. No es nada dramático porque con un simple paño humedecido se limpia, sin necesidad de frotar en profundidad.

Entre el momento de la aplicación del pegamento y la colocación sobre la superficie que vayamos a decorar no debe pasar mucho tiempo porque corre el riesgo de secarse y que después no pegue bien.

aplicación de la cola

 

Una vez que las tenemos colocamos, una a una, cada figura sobre la puerta.

casita colocada

 

Y este es el resultado:

Puerta Mathias decorada

De cerca:

detalle puerta Mathias

María, prefirió utilizar además de los recortes de copos, hacer su propio muñeco de nieve, simplemente con dos círculos de cartulina blanca que decoró con rotulador. Posteriormente le añadió la nariz de zanahoria también de cartulina así como los brazos. Lo colocamos todo y ¡lista! puerta personalizada a su gusto.

Puerta María

Las letras y los copos está recortados en cartulina holográfica que reacciona según el ángulo con el que incide la luz, dándole un efecto muy interesante.

detalle puerta María

Y como mamá también quería hacer su propia decoración 😉 elegí una puerta con ventanas y allí que coloqué mis propias figuritas.

Puerta

Otra foto hecha esta vez con flash para apreciar el resultado.

Puerta flash

 

Y esa fue nuestra aventura decorativa del sábado por la mañana 😉

La cola al secarse forma una película muy fina y transparente que queda en el papel una vez que lo retiramos de la superficie, algo que se hace sin ningún esfuerzo. Si hubiera quedado algún resto porque al colocar el recorte se ha deslizado y la cola se ha extendido por el cristal o la puerta, lo eliminaremos simplemente con un paño humedecido con agua.

Como véis es una cola muy versátil con la que nuestros hijos (o nosotros mismos) pueden decorar sus puertas o ventanas una y otra vez sin que tengamos miedo a estropearlas o a que después necesitemos un gran esfuerzo para retirar los restos de adhesivo como suele ocurrir cuando se trata de pegatinas.

También es ideal para decorar las ventanas de la clase y no sólo en Navidad sino en cualquier época del año.

¿Que os ha parecido?

¡Hasta pronto!

FacebookTwitterPinterestGoogle+Google Bookmarks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *